Blog

¿Por qué los gatos se lamen y se limpian solos?

Spread the love

No es ningún secreto que los gatos están bien cuidados. Tienen una lengua especialmente diseñada para ayudar a limpiar y desenredar su pelaje, y le dan un buen uso.

vista rápida

01

Los gatos limpian meticulosamente y pasan una buena parte del día lamiéndose y acicalándose.

02

Si el aseo se vuelve excesivo, tu gato podría tener un problema subyacente como estrés, alergia, dolor o problemas urinarios. Por otro lado, algunos gatos dejan de acicalarse si están enfermos o con dolor.

03

Tanto el cepillado insuficiente como el cepillado excesivo ameritan una revisión con su veterinario.

Sin embargo, lamer no siempre se trata solo de limpieza. Los gatos se lamen a sí mismos por varias razones completamente normales, pero ocasionalmente el lamerse puede ser un signo de un problema. Aquí echamos un vistazo a las razones comunes por las que los gatos se lamen y se limpian y cuándo es posible que necesites buscar ayuda.

1. Limpieza

Las púas de la lengua de un gato actúan como un peine, eliminando la suciedad y el pelo suelto.

Los gatos pueden pasar una cantidad significativa de tiempo aseándose cada día. Si tu gato te ha lamido alguna vez, probablemente habrás notado que su lengua es bastante áspera y parecida al papel de lija.

A diferencia del lametón húmedo y baboso que se puede esperar de un perro, el lametón de un gato es mucho más seco y exfoliante. Esto se debe a que tienen púas (también llamadas papilas) en la lengua, especialmente diseñadas para limpiar, desenredar y liberar el aceite natural (sebo) de la base de los pelos.

La suciedad y los pelos sueltos se eliminan desde lo más profundo del pelaje, y el sebo lo lubrica, dejándolo brillante y libre de nudos. Esta acción de limpieza también ayuda a eliminar parásitos como las pulgas. Con todo, el cepillo para el cabello incorporado en la lengua de tu gato es bastante genial.

Lea también: Los mejores guantes para peinar y peinar gatos

2. Normas de calefacción

Cuando los gatos se lamen, se humedecen el pelo con saliva, que ayuda a refrescarse mientras se evapora.

¿Sabías que los gatos solo tienen glándulas sudoríparas en las almohadillas de sus patas? Esto puede hacer que refrescarse en los días calurosos sea un poco difícil. Como parte del proceso de aseo, los gatos se esparcen saliva por todo el pelaje. A medida que la saliva se evapora, ayuda a bajar la temperatura corporal de tu gato. Así que no se sorprenda si nota algunos lamidos vigorosos en los calurosos días de verano.

Lea también: Gato en celo: signos, síntomas y cuidados

3. Relajación

Los gatos son naturalmente limpios y disfrutan lamiéndose y acicalándose a diario.

La mayoría de nosotros hemos experimentado la sensación relajante de un lavado de cabello y un masaje en la cabeza en la peluquería. Los gatos pueden experimentar la misma sensación zen al lamerse y limpiarse, eliminando sus preocupaciones de manera efectiva. ¡Un gato feliz es un gato limpio!

Lea también: ¿Por qué mi gato huele todo de repente?

4. Socialización

gato acicalándose unos a otros

Los gatos se lamen unos a otros (y a las personas) como parte del vínculo social.

Lamer es un lenguaje en sí mismo. Los gatos se lamen entre sí y a sus humanos favoritos como muestra de afecto. Esto también se llama acicalamiento y es particularmente común en gatos que crecen juntos. Así que podrías decir que lamer es a veces más un beso de gato.

Lea también: ¿Por qué mi gato me lame y luego me muerde?

5. Después del apareamiento

Las gatas suelen lamerse para limpiarse después del apareamiento.

¡Además de una lengua puntiaguda, el gato macho también tiene un pene puntiagudo! Esto no pasa desapercibido para la hembra (la reina), que a menudo le lame el trasero después del apareamiento porque las cosas son un poco incómodas. Lamerse después del apareamiento también puede contribuir a eliminar el olor del gato macho y ayudar a atraer más parejas.

Lea también: ¿Por qué los gatos gritan cuando se aparean?

6. Eliminación de olores

aseo del gato de bengala

Además de limpiar el pelo, lamer elimina los olores que podrían revelar al gato a los depredadores.

Lamer también es una forma efectiva de eliminar alimentos u olores que podrían atraer a los depredadores. Este comportamiento instintivo de la gata es particularmente notable después de dar a luz cuando la reina lame la sangre y las secreciones que podrían atraer visitantes no deseados.

Lea también: ¿Por qué los gatos juegan con sus presas?

7. Aseo materno

Vientre de aseo de gatos

Las mamás gatas lamen a sus gatitos para estimularlos a ir al baño y también para mantenerlos limpios.

El instinto maternal es una razón importante y normal para lamer. Las reinas lamen a sus crías inmediatamente después del nacimiento para limpiar los sacos amnióticos de sus caras y cuerpos y ayudar a estimular la respiración. También es necesario quitar el cordón umbilical y la placenta, por lo que las reinas tenderán a masticarlos.

Durante las primeras semanas de vida, la reina lamerá regularmente a sus gatitos, especialmente en el estómago y alrededor del trasero. Esta acción de lamerse ayuda a los gatitos a eliminar la orina y las heces y gradualmente les enseña a los jóvenes cómo acicalarse.

Lea también: Los 11 mejores removedores de orina para gatos

8. Comportamiento de desplazamiento

Los gatos a veces se lamen repetidamente en un intento de calmarse a sí mismos.

Como ya hablamos, el aseo puede brindar comodidad. Por lo tanto, tal vez no sea sorprendente que los gatos se lamen y se limpien como un mecanismo de supervivencia en situaciones estresantes, como cuando se sienten intimidados por otro animal. Este es un comportamiento normal y de corta duración, pero a veces puede volverse obsesivo.

Lea también: ¿Por qué a mi gato le gusta más mi esposo que yo?

¿Cuándo es lamer un problema?

Hemos analizado algunas razones comunes y normales para lamer, pero es posible que se pregunte cuándo lamer es un signo de un problema. No siempre es obvio, pero aquí hay algunas causas del lamido anormal y algunos signos específicos a tener en cuenta.

1. Heridas

Si nota que su gato lame un área, busque cualquier signo de lesión.

No es raro que los gatos se lastimen, especialmente si salen al aire libre. Lamer es la forma que tiene tu gato de calmar la irritación, limpiar la herida y aumentar el flujo de sangre al área para ayudar a la cicatrización.

Las heridas por mordedura o los abscesos son comunes, así que intente investigar si nota que su gato se está enfocando en un área específica. Puede ser tan simple como algo atorado en su abrigo, pero también podría ser algo más serio como una herida infectada que necesita tratamiento. Si su gato también parece un poco enfermo, puede ser un signo de infección y definitivamente vale la pena un chequeo rápido con su veterinario.

Lea también: ¿Por qué mi gato está tan desesperado por recibir atención? 10 razones principales

2. Lamerse los labios

Los gatos a menudo se lamen los labios cuando sienten náuseas.

Si tu gato se lame o chasquea los labios, es posible que sienta náuseas. Algunos gatos vomitarán poco después de lamerse los labios. Pídale a su veterinario que revise a su gato si este comportamiento ocurre regularmente o si muestra otros signos de malestar, como vómitos frecuentes, letargo o falta de apetito.

3. Lamiendo los genitales

¿Qué hacer con el gato que tira del pelo?

Si tu gato pasa mucho tiempo acicalándose alrededor de su trasero, es posible que tenga un problema urinario.

Los gatos normalmente acicalan sus partes inferiores, pero esto también puede volverse excesivo e indicar un problema urinario como un bloqueo o una infección. Si su gato se lame excesivamente los genitales, busque otros signos de un problema, como visitas frecuentes a la caja de arena, maullidos al ir al baño, sangre en la orina o ausencia de orina a pesar de muchos viajes a la caja de arena.

Esto puede ser una emergencia, especialmente en gatos machos, ya que pueden tener obstrucciones potencialmente mortales. Si tu gato muestra alguno de estos signos, debes llevarlo a un veterinario inmediatamente.

Lea también: Las 8 mejores cajas de arena con autolimpieza automática

4. dolor

Los gatos pueden lamer áreas dolorosas en sus cuerpos, incluso lugares sin heridas visibles.

Lamer concentrado podría indicar un área dolorosa en el cuerpo. Los gatos pueden, por ejemplo, lamerse la barriga cuando tienen dolor o irritación en la vejiga, o lamerse el pelaje sobre una articulación adolorida. El lamido excesivo en un área específica o en grandes áreas del cuerpo a menudo provoca calvas, irritación de la piel y bolas de pelo en el estómago de su gato que podrían vomitar.

Lea también: Aseo repetitivo, excesivo y compulsivo en gatos

5. Parásitos y alergias

El lamido excesivo a veces es un signo de una infestación de pulgas.

Los parásitos son otra causa común de acicalamiento excesivo. Las pulgas son bestias molestas y algunos gatos son alérgicos a ellas, lo que las hace aún más irritantes. Esta es una condición que pica mucho llamada dermatitis alérgica por pulgas. Los gatos también pueden ser alérgicos a los alimentos y otras cosas en su entorno.

Los gatos alérgicos tienen picazón y se peinan demasiado, dejando rastros de rastrojos donde se han mordido el pelo. Su veterinario podrá revisar y tratar a su gato por pulgas y discutir una prueba de dieta o una prueba de alergia.

Lea también: 8 mejores tratamientos contra pulgas para gatos: elimine las pulgas con estos tratamientos seguros

6. Estrés

Algunos gatos responden al estrés acicalándose excesivamente, lo que puede resultar en parches de calvicie.

El comportamiento de desplazamiento también puede volverse excesivo. Esto suele estar relacionado con el estrés y se denomina alopecia psicógena. Los gatos con esta condición tienden a lamerse la barriga. Hable con su veterinario, ya que podrá ayudarlo a descubrir qué está causando el estrés y descartar otros problemas como dolor y parásitos.

Si su gato está estresado, podría beneficiarse de ayudas calmantes como feromonas o incluso medicamentos para la ansiedad, además de evitar el factor estresante cuando sea posible. Pregúntele a su veterinario acerca de las mejores opciones para su gato.

Lea también: Estrés en gatos: causas, síntomas y tratamiento

7. No lamer

Un gato que de repente deja de acicalarse puede estar enfermo o con dolor.

Sí, ¡no lamer también puede ser un signo de un problema médico! Los gatos que no se sienten bien tienden a no acicalarse tan bien o con tanta frecuencia como de costumbre. Esté atento a cualquier cambio en el comportamiento de aseo, cabello enmarañado y caspa, ya que estos justifican un chequeo con su veterinario.

Lea también: Caspa de gato: causas, síntomas, tratamiento y remedios

En resumen

cómo los gatos contraen anquilostomas

Consulte con su veterinario cada vez que note un cambio en el comportamiento de aseo de su gato.

Los gatos se enorgullecen de su apariencia. Lamer y limpiar es un comportamiento normal en los gatos que puede ocupar una buena parte de su tiempo. Ocasionalmente, el aseo puede volverse excesivo e indicar un problema subyacente como estrés, alergia, dolor o problemas urinarios. Las señales de que su gato está lamiendo demasiado incluyen lamer concentrado, pérdida de cabello y pelos puntiagudos rotos (rastrojos). El exceso de aseo justifica un chequeo con su veterinario.

Lea también: ¿Mi gato está aburrido? 8 señales a tener en cuenta

Preguntas frecuentes

¿Los gatos realmente se limpian cuando se lamen?

Ellos si. La lengua de tu gato es como un minicepillo con púas que ayudan a eliminar el pelo suelto, la suciedad y los parásitos. También ayuda a liberar el aceite de las glándulas sebáceas en la base de los pelos, lo que ayuda a proteger el pelaje y hacerlo brillar.

¿Es normal que los gatos se laman solos?

Absolutamente. Los gatos son limpiadores meticulosos y pasarán mucho tiempo lamiéndose todos los días. Sin embargo, lamer a veces puede ser excesivo e indicar un problema como estrés, alergia, dolor o problemas urinarios.

¿Los gatos son más limpios que los perros?

Sí, los gatos se toman la higiene personal más en serio que los perros y pasan mucho tiempo aseándose. Los gatos tienen la ventaja sobre los perros de tener una lengua con púas para una limpieza efectiva y una flexibilidad increíble para esas áreas difíciles de alcanzar.

¿Está bien dejar que un gato te lama la cara?

Lamer es una señal de afecto, pero lo ideal es que no dejes que tu gato te lama la cara. Los gatos tienen bacterias en la boca, por lo que, aunque es poco común, existe un ligero riesgo de que te enfermes por un beso de gato.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *